Smart Cities: las ciudades del futuro

por Ricardo Vega el 14/05/2015

Las ciudades inteligentes o "Smart Cities", permiten hacer uso de los recursos de la ciudad de una manera adecuada e inteligente. El término, cada vez más de moda, se engloba dentro del Internet de las Cosas y promete dar solución no sólo a nuestros actuales problemas urbanos sino también a los futuros. IoT-geolocalizacion Si miramos las estadísticas, vemos como para el 2020, se prevé que más del 70% de la población mundial vivirá en ciudades. O lo que es lo mismo, gran parte de la humanidad vivirá concentrada en lugares donde vamos a precisar tener optimizados los recursos. Estos cambios harán que nuestros niveles actuales de tráfico parezcan una broma de aquí a unos años. Al igual que con el tráfico, la creciente concentración de la población trae asociados otras necesidades que debemos afrontar con cierta previsión antes de que nos veamos sobrepasados por la situación. Ejemplo de estos retos pueden ser el aumento del consumo, una mayor movilidad, la necesidad de reducir nuestra huella ambiental, el objetivo de estimular la innovación local aportando nuevos servicios sociales y económicos o el incremento de participación en las decisiones que se toman de una forma sostenible. Podemos pensar en las ciudades como sistemas complejos en tiempo real capaces de generar grandes cantidades de datos. Las Smart Cities buscan hacer un uso inteligente de estos datos de la mano de las TIC para facilitar hacer frente a estos retos que nos afectan de una forma transversal. Para ello, conectan la información del ciudadano con una maraña de sensores y combinan dicha información para hacer una optimización de los recursos existentes más eficiente. Smart-Cities-Ricardo-Vega Las Smart Cities tienen una visión integradora e innovadora a la hora de presentar soluciones a estos retos, evolucionando hacia un modelo eficiente de gestión. Según las primeras estimaciones, las ciudades, contarán en 2020 con más de 50.000 millones de sensores que aportarán 1.800 millones de Petabytes de datos.

Este conjunto de datos nos aportará información acerca del estado del tráfico, los niveles de CO2, incidencias imprevistas, información meteorológica en tiempo real, la calidad y estado de las redes de suministro de agua o luz y un largo etcétera. Es fácil fantasear con los beneficios que podremos obtener fácilmente gracias al constante flujo de datos; desde **líneas de transporte público reforzadas o creadas específicamente para ciertos eventos que se adaptan de forma automática y dinámica a las necesidades de la ciudad** a avisos más rápidos a los residentes ante emergencias o situaciones inesperadas. Como habrás podido observar, y al igual que le ocurren a muchas soluciones del Internet de las Cosas, el concepto Smart City hace un **fuerte uso del Big Data** para procesar estas enormes cantidades de información. Relativo a los datos también tenemos el siempre conflictivo [**tema de la privacidad**](/blog/privacidad-internet-de-las-cosas/), aunque en principio no deberían existir problemas ya que estos datos deberían ser anónimos. Según mi opinión, el concepto ciudad como lo entendemos hoy mismo está **obsoleto**. Necesita **cambiar y optimizarse** aprovechándose de las ventajas de las nuevas tecnologías. Debemos ser capaces de reducir la contaminación y los atascos, dando mayor prioridad a medios de transporte público o a alternativos como las bicicletas, aprovechar las farolas y cabinas telefónicas para instalar sensores, puntos de acceso creando una gran red de datos que alimente el correcto funcionamiento de la ciudad, integrando en todo ello el uso de **energías alternativas**. \[caption id="attachment\_547" align="aligncenter" width="1000"\][![Energía Eólica](/images/file0001219288688.jpg)](/images/file0001219288688.jpg) Energía Eólica\[/caption\] En España, también tenemos ciudades que han mostrado su interés como Santander, Barcelona, Málaga o Valladolid. Hay quien habla del [nuevo 'boom' español](http://www.eldiario.es/hojaderouter/tecnologia/smart-city-espana-negocio-economia-ayuntamientos-empresas_0_355915190.html) ya que la Unión Europea, en pro de la innovación tecnológica, está financiando generosamente muchos de estos proyectos "smart". Sinceramente, espero que está corriente se sepa materializar en todos los beneficios que promete y no acabe siendo una gallina más de los huevos de oro que acabemos convirtiendo en nuestra nueva forma de *sacar dinero*. Ya he empezado a escuchar a personas que mezclan conceptos que desde mi punto de vista no tienen nada que ver emborronando el debate sobre cómo aprovechar mejor las "Smart Cities". Por un lado, tenemos el concepto **Smart City**, proponiendo soluciones a los principales problemas de las ciudades, y por otro, el cómo vamos a adjudicar estos proyectos y con qué objetivos. ¿En tu ciudad hay algún proyecto relacionado con "Smart Cities"? Si me sigues desde fuera de Europa, como se ve el desarrollo de este tipo de tecnologías en tu país? Como siempre, te invito a participar utilizando los comentarios y a compartir esta entrada en tus redes sociales. ¡Un saludo!  

Apoya al blog


Si te ha gustado este artículo, valora apoyarme económicamente a través de Patreon, una plataforma de Micro-mecenazgo con la que puedes hacerme un donativo que ayude a la continuidad del blog. Una pequeña ayuda significa mucho. 😃

Permanezcamos en contacto!


¿Quieres enterarte de todas las novedades del sector? ¿Te gustaría trabajar conmigo? ¡Puedes contactar conmigo de forma muy sencilla!